4. El desmantelamiento de la ilusión. Los Tratados de Un curso de amor (III)   Leave a comment

imagen corazón en círculo[— Un curso de amor, compuesto de tres libros en inglés, en sus primeras ediciones, fue transmitido por Jeshua en comunión con Mari Perron, y publicado en el 2001. Aparte de esa edición en tres volúmenes, fue publicado en uno solo, en inglés, en el año 2014.
— Para más información, libros en PDF, y listado de entradas, ver índice.
— Elijo publicar parcialmente los capítulos de este modo como método para elaborar tranquilamente, y acceder a, una traducción lo mejor posible de este maravilloso “nuevo curso de milagros”.
— Sobre el uso del idioma en las traducciones y el modo de revisarlas o hacerlas, ver las notas en esta entrada que iré completando]

Los Tratados de Un curso de amor. III. Un tratado sobre el yo personal

Capítulo 4. El desmantelamiento de la ilusión

4.1 Este no es un curso de autoayuda, sino justo lo contrario. Este Curso ha dicho una y otra vez que no puedes aprender por tu cuenta, y que renunciar a ser tu propio maestro es la única manera de aprender un nuevo plan de estudios. Este Curso no te llamará a hacer ningún tipo de esfuerzo. No te dirá que dejes atrás tus adicciones ni que te pongas a dieta o ayunes. Ni siquiera te dirá que seas amable. No te dice que seas responsable ni reprende tu irresponsabilidad. No dice que una vez fuiste malo y que si sigues estos principios puedes ser bueno. No da crédito ni acusa a ninguna causa pasada por tu depresión, ansiedad, mezquindad, enfermedad o demencia. Simplemente te llama a la cordura al llamarte a dejar que la ilusión se marche en favor de la verdad.

4.2 La mismidad a la que este Curso te llama no es una igualdad del cuerpo ni de las costumbres. No te pide que seas un monje ni un clon. No te pide que abandones ninguna cosa salvo la ilusión, que es lo mismo que abandonar nada.

4.3 Antes de que podamos seguir debes quitarte esas ideas de la mente. No son nimiedades. Las ideas son la base del yo o ser. No puedes tener una idea de la bondad sin tener una de la maldad. No puedes tener una idea de un estado ideal sin tener una de un estado que no es ideal. No puedes tener una idea que consideres “correcta” sin creer en que otra puede ser “incorrecta”.

4.4 El ego hizo que tales ideas fuesen necesarias porque la idea del ego estaba “equivocada” o era imprecisa. La única manera de sacar a la luz esa imprecisión era a través del contraste.

4.5 Funcionar desde una base imprecisa conlleva construir sobre esos cimientos. Construir una estructura sobre unos cimientos que no podían soportarla fue la tontería en que el ego convirtió la vida. La única manera de que dicho error fuera considerado como un error fue a través de su disfunción.

4.6 La única manera de corregir tal error es desmantelar la estructura y comenzar otra vez con una base sobre la cual se pueda construir. Esto es lo que hemos hecho. Hemos retirado los cimientos de la ilusión, ese único error que se convirtió en la base de todo lo que vino después. Tú no puedes volver a cometer otro error como este, porque es el único error. ¿No te parece que tiene sentido que el único error posible sea el de no ser quien tú eres?

4.7 Puedes desmantelar el ego y construir otro en su lugar, cosa que a veces se ha conseguido hacer en individuos mediante un gran entrenamiento, como en un entrenamiento militar, o en casos de gran maltrato, cuando una segunda personalidad egoica se desarrolla para “salvar” a la primera. El ego también ha sido desmantelado y reconstruido a lo largo del tiempo, y ello se ha visto como el auge y la caída de las civilizaciones. El único reemplazo que funcionará es el reemplazo de la ilusión por la verdad. El propósito mismo de este Tratado es prevenir el reemplazo de la ilusión con la ilusión, o de un yo del ego con otro yo del ego. El entrenamiento de este Curso, aunque de naturaleza suave, ha sido poderoso, tan poderoso como cualquier entrenamiento militar, tan poderoso como cualquier trauma emocional que te haya podido dejar en un estado de vacío. Este es de hecho el estado en el que ahora mismo te encuentras.

4.8 Repito, y lo haré una y otra vez: el yo del ego se ha marchado de ti. El que te cerciores de ello plenamente o no, no importa. Este Curso lo ha logrado. Ahora tienes ante ti la elección de hacer una de estas dos cosas: proceder con amor, o con miedo. Si procedes con miedo, montarás un nuevo yo del ego, un yo egoico que quizás parezca mejor que el antiguo, pero que, aun así, seguirá siendo un yo egoico. Si procedes con amor, llegarás a conocer tu Yo Crístico.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: