Archivo para la etiqueta ‘belleza

La bondad en El libro de Urantia y una breve reflexión sobre las criaturas intermedias   Leave a comment

[Este texto leído… en formato audio:
Ir a descargar
]

pradera y árboles

En este texto se trata de reunir algunos puntos de El libro de Urantia (ELU) donde se habla del concepto de bondad.

Los números indican el documento, el apartado y el párrafo de dicho libro. Por ejemplo: 32:2.1 es el documento 32, apartado 2 párrafo 1.

Además, como “caso práctico” especularemos muy brevemente sobre las “posesiones mentales” que eran o que son capaces de hacer por ejemplo las criaturas intermedias (unas “posesiones” que en esta era ya son solo de tipo “beneficioso”). Hay que tener en cuenta además que nosotros, en lo que podríamos llamar estado “desencarnado”, cuando hemos terminado el ciclo de reencarnaciones… nosotros… también seremos capaces de hacer, de cierta manera, ese tipo de “posesiones”, pues nuestra mente es una unidad con todas las demás.

El tipo de criatura comentado, la intermedia, lo presenta ELU y habla de él en varios documentos; es una especie de ángel pero que, por así decirlo, es más “material” que un ángel, ya que surgió en la experiencia terrestre mediante la unión mental no-sexual realizada por parejas de seres “semihumanos” o “superhumanos” cuando estaban materializados en este planeta para realizar las misiones normales de las que habla ELU y que, como misiones, está previsto que acompañen o guíen durante milenios a la consciencia humana que habita un planeta en “evolución” espiritual.

Lo que comentaremos aquí es simplemente para invitar a aportar reflexiones sobre todo ello (sobre todo acerca de la bondad), y a modo de invitación a ELU.

Para empezar, tenemos las siguientes citas básicas, donde subrayamos en negrita lo que será más importante para el comentario:

«0:1.17 La divinidad es comprensible para las criaturas como verdad, belleza y bondad. […]
» 1:7.3 El concepto de la verdad quizás podría concebirse separado de la personalidad, el concepto de la belleza puede existir sin la personalidad, pero el concepto de la bondad divina solo es comprensible en relación con la personalidad. […]
» 56:10.20 Para el hombre finito, la verdad, la belleza y la bondad abarcan la revelación completa de la realidad de la divinidad. […]
» 103:9.10 […] El hombre alcanza la belleza a través de la verdad, y por medio del amor espiritual asciende hacia la bondad. […]
» 195:7.4 Los valores paradisiacos de eternidad e infinidad, de verdad, belleza y bondad, están
escondidos dentro de los hechos de los fenómenos de los universos del tiempo y del espacio. Pero es necesario el ojo de la fe de un mortal nacido del espíritu para detectar y discernir estos valores espirituales».

La divinidad es pues una especie de relación “fundadora”. Y como dice la cita, para nosotros es comprensible como verdad, belleza y bondad.

Esas explicaciones iniciales se complementan por ejemplo con esta parte del documento 2:

«2:7.10 […] La verdad, la belleza y la bondad son realidades divinas, y a medida que el hombre asciende la escala de la vida espiritual, estas cualidades supremas del Eterno se coordinan y se unifican cada vez más en Dios, que es amor».

Y las siguientes citas también complementan las anteriores. En ellas aparece la Deidad del Supremo, que es de cierto modo lo que estamos ayudando a “crear” con nuestras aventuras de lo finito y en lo finito:

«28:6.21 Grandeza es sinónimo de divinidad. Dios es supremamente grande y bueno. La grandeza y la bondad no se pueden simplemente separar.
» 28:6.22 Ser grande es ser semejante a Dios. Y puesto que la calidad de la grandeza está totalmente determinada por el contenido de bondad, de ello se deduce que, incluso en vuestro estado humano actual, si a través de la gracia podéis volveros buenos, debido a ello os estáis volviendo grandes. Cuanto más contempléis constantemente y más persigáis insistentemente los conceptos de la bondad divina, más ciertamente creceréis en grandeza, en la verdadera magnitud de un auténtico carácter de supervivencia. […]
«117:1.1 El Supremo es la belleza de la armonía física, la verdad de los significados intelectuales y la bondad de los valores espirituales. […]
» 117:1.7 […] Dios Supremo es la verdad, la belleza y la bondad, ya que estos conceptos de la divinidad representan lo máximo que los seres finitos pueden concebir por experiencia».

La personalidad (citada en la frase del documento 1 que tenemos arriba) es lo más “sutil” o “elevado” que conocemos como humanos. Este es quizá el concepto central en ELU, y, como podemos ver convierte la bondad (divina) en un concepto muy importante.

Aquel párrafo 1:7.3 continúa así:

«Solo una persona puede amar y ser amada. Incluso la belleza y la verdad estarían separadas de la esperanza de la supervivencia si no fueran atributos de un Dios personal, de un Padre amoroso».

Entendemos esta última frase quizá así: todo lo bello y lo verdadero podría olvidarse por completo de lo que conlleva “sobrevivir”, sea lo que sea que eso conlleve… si no fueran ya los atributos de una personalidad amorosa, y en este caso infinita (y “personalidad infinita” es obviamente algo inefable para nosotros, que somos personalidades “ejerciendo” u “operando” en lo finito). Leer el resto de esta entrada »

Anuncios

Sin García-Trevijano es imposible comprender la historia de la España contemporánea: un ejemplo   Leave a comment

flores

Primavera, por el centro de España. Licencia CC.by-sa.2.0

(Un ejemplo sobre los trapos sucios de las personalidades de tipo “mercenario” que dirigían y en parte aún influyen sobre la opinión en España)

Antonio García-Trevijano estaba proscrito y sigue siendo “un proscrito” para los medios de comunicación oficiales en España, pero es muy conocido en internet, y tiene por tanto un futuro altamente “glorioso” 🙂 .

Ahora tiene casi 90 años de edad, y sigue defendiendo la verdad sobre muchos aspectos del origen del régimen político español actual.

Aparte de las anécdotas que vivió, junto a personas más conocidas ahora (como el expresidente Felipe González o el anterior monarca español), existen anécdotas también muy ilustrativas, y que afectan a personas no tan conocidas -unas anécdotas que por cierto se pueden asociar a dos o tres detalles, simples y curiosos, como el de por ejemplo la “relevancia simbólica” que están adquiriendo cada vez más ciertos Bancos, Bancos privados que ahora aparecen esponsorizando instituciones como la Real Academia de la Lengua, la RAE.

Así podemos quizá percibir ese “abismo ético” que los medios de comunicación facilitaron en España… así como la actual ignorancia que existe en torno a la historia contemporánea -sabiendo además que dicha ignorancia es un hecho totalmente “lógico”, ya que precisamente “la política”, en una civilización de consciencia aún primitiva, vive en gran medida tapando la verdad, y gracias a ello.

Esta anécdota se encuentra en el siguiente audio de su programa cotidiano de “radio” en ivoox (a partir del minuto 56): Preguntas y respuestas a los oyentes (día 05 / 06 / 2016).

La anécdota surge como respuesta a una pregunta sobre Juan Luis Cebrián, que es una persona de la “élite manipuladora” de España (es decir, alguien que ha “hecho política” (en el sentido más basto de conseguir “poder” y dinero), mediante los medios de comunicación).

Cebrián tiene que ver con el influyente periódico “El País“, que ha sido importante durante todo el régimen de engaño llamado “La transición española”.

A continuación transcribo lo que dice ahí Trevijano, y completo alguna cosa para poder trasladar lo dicho desde el régimen oral (y muy emotivo) al régimen escrito…, para así poder hacerla más comprensible para mí, tal y como puedo entenderla:

«…cuando fracasaron todos los intentos que hice para orientar a los españoles acerca de los engaños que iban a tener lugar, intenté comprar El País, y me puse de acuerdo con Darío Valcárcel, un periodista que todavía escribe por ahí.

» Y ahora diré lo que hizo este hombre. Leer el resto de esta entrada »

La competencia por el logro individual es la gloria de estos tiempos, que nos esclaviza. ¿Veremos un cambio de nuestros ídolos-interiores reflejado en la política? Gloria a Podemos, que estás en las alturas :)   2 comments

imagen corazón en círculo[A este texto le sigue este otro, matizándolo]

Vivimos una época interesante, por la posibilidad de ver ese nuestro posible “cambio interior de consciencia” reflejado en las instituciones, en cambios en las “instituciones sociales”.

Nuestro cambio de consciencia, es decir, su posible elevación, tiene que ver con ser capaces de establecer otros propósitos interiores, donde se pueda ver que por fin logramos jerarquizar los valores, para que el mero “logro individual” de cada cual se ponga al servicio de valores verdaderamente espirituales.

No es, claro está, que el “logro individual” sea “malo” en sí, sino que, para que una sociedad pueda sobrevivir y expandir y acoger sanamente sus (nuevas) creaciones, tal logro individual debe darse dentro de una sociedad -dentro y para una sociedad- donde se tienda a establecer y a reafirmar una escala de valores jerárquica (de valores donde acordamos libremente, por ejemplo, que perseguimos ante todo la paz, la verdadera alegría, la bondad/servicio… en una Libertad progresivamente alcanzada y descubierta, que consigue abrazar y poner a su servicio a las tan glorificadas “libertades individuales”).

Así que, ¿qué glorificábamos en nuestras instituciones? ¿Qué nos habían puesto, a nosotros, a la granja humana, a glorificar, bajo la forma de políticos y demás ídolos?

En esta sociedad, tomada por los bárbaros… tan pervertida y decadente, hemos glorificado el logro individual por el mero logro individual.

Hemos comprobado que eso es lo que casi nos hemos visto “obligados” a hacer, al haber reducido “la política” al voto casi “obligatorio” entre dos opciones políticas, en el llamado “bipartidismo”.

En ambos partidos políticos se vio ya claramente “el ejemplo” dado a la sociedad.

Se vio que sus líderes estaban ahí por el mero logro o ascenso individual, en su capacidad de tener más y más dinero, bienes materiales. Leer el resto de esta entrada »

22. El Yo verdadero en forma observable. Los Tratados de Un curso de amor (III)   Leave a comment

imagen corazón en círculo[— Un curso de amor, compuesto de tres libros en inglés, en sus primeras ediciones, fue transmitido por Jeshua en comunión con Mari Perron, y publicado en el 2001. Aparte de esa edición en tres volúmenes, fue publicado en uno solo, en inglés, en el año 2014.
— Para más información, libros en PDF, y listado de entradas, ver índice de entradas, puntos 4 y 5.
— Elegimos publicar parcialmente los capítulos de este modo como método para elaborar tranquilamente, y acceder a, una traducción lo mejor posible de este maravilloso “nuevo curso de milagros”.
— Sobre el uso del castellano en las traducciones y el modo de traducir o de revisar las traducciones, ver las notas en esta entrada que progresivamente iré completando.]

Los Tratados de Un curso de amor. III. Un tratado sobre el yo personal

Capítulo 22. El Yo verdadero en forma observable

22.1 Aunque todo el propósito de estos tratados es responder a la cuestión de qué hacer con lo que has aprendido, es posible que esta sea aún la cuestión fundamental en tu mente y en tu corazón. Aunque puede que estés empezando a formarte ideas de lo que significa vivir según la verdad, estas ideas pueden no parecer tener mucha relevancia ni relación con la vida que actualmente vives. Aunque puedas alegrarte de averiguar que no se te llama para que evangelices ni para que tengas siquiera un papel de líder, sabes que se te llama para algo, y crees que hasta este momento todavía no sabes qué es ese algo. Piensas que quizá no baste con simplemente “vivir” según la verdad. Te gustaría saber adónde te conducirá el vivir según la verdad, porque, desde luego, tu vida debe cambiar. Los mismos preceptos planteados en este curso, preceptos que dicen que lo interior afecta a lo exterior, parecen evidenciar que ya no se te permitirá la vida “separada” o privada que has vivido. Leer el resto de esta entrada »

Un curso de amor. 20. El abrazo   Leave a comment

imagen corazón en círculo[— Un curso de amor, compuesto de tres libros en inglés, en sus primeras ediciones, fue transmitido por Jeshua en comunión con Mari Perron, y publicado en el 2001. Aparte de esa edición en tres volúmenes, fue publicado en uno solo, en inglés, en el año 2014.
— Para más información, libros en PDF, y listado de entradas, ver índice de entradas, puntos 4 y 5.
— Elijo publicar parcialmente los capítulos de este modo como método para elaborar tranquilamente, y acceder a, una traducción lo mejor posible de este maravilloso “nuevo curso de milagros”.
— Sobre el uso del idioma en las traducciones y el modo de revisarlas, ver las notas en esta entrada que iré completando.]

Capítulo 20. El abrazo

20.1 Tu anhelo ha llegado a un punto de frenesí, a un ardor en tu corazón, muy distinto de todo lo que has sentido antes. Hasta es posible que tu corazón sienta que se sale del pecho, que se extiende rumbo al cielo, que está a punto de estallar de deseo de unión, un deseo que no entiendes aunque seguramente sientes.

20.2 Este es un llamamiento a entrar en mi abrazo y a permitirte ser reconfortado. Deja que las lágrimas rueden y el peso que has cargado sobre tus hombros recaiga sobre los míos. Deja que acune tu cabeza junto a mi pecho mientras te acaricio los cabellos y te aseguro que todo va a ir bien. Toma conciencia de que este es el mundo total, el universo, el todo de todo, en cuyo abrazo literalmente existes. Siente la dulzura y el amor. Sumérgete en la seguridad y el descanso. Cierra los ojos y comienza a ver con una imaginación que va más allá de pensamientos y palabras. Leer el resto de esta entrada »

Publicado 5 mayo, 2014 por qadistu en amor, discernimiento, ego, verdad

Etiquetado con , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,