Archivo para la etiqueta ‘conocimiento

El espíritu y lo animal. La base animal para las inevitabilidades humanas. Reconfigurando la dualidad material/espiritual (en torno al libro de Urantia)   Leave a comment

[Este texto leído… en formato audio:
Ir a descargar]

parque

[En este texto tenemos en cuenta o utilizamos, entre otras cosas, El libro de Urantia, Seth y Jeshua o Jesús. Al libro de Urantia lo llamamos ELU; utilizamos lo que se llama “traducción europea” de ese libro (ver urantia.org), y los números que a veces hay en este texto remiten a las partes de ese libro donde se habla de lo que estamos tratando. Por ejemplo el número 42:12.14 remite al párrafo 14 del apartado 12 del documento 42 de ELU.
(Si se quiere ver un texto anterior, en esta web, sobre ELU, y que sea relevante o anticipe un poco lo que aquí decimos, ver este.)]

Este texto a continuación es para tratar sobre la separación entre lo “material” y lo “espiritual”*.

Diciéndolo rápidamente, esa es una separación muy profunda, pero que hay que entender muy bien, pues “lo material” no es simplemente “una cosa tonta” y lo “espiritual” simplemente “una cosa inteligente y maravillosa”.

Para mí es muy instructivo situar esta cuestión en torno a los animales, en torno a “lo animal”… debido a que de cierta manera “materializamos” o “desespiritualizamos” demasiado a los animales (o, por decirlo de otra manera, “los materializamos mal”).

Y para situar la cuestión ahí podemos hablar simplemente de esa sensación de “dolor” que nos puede producir la visión de los animales cuando se matan entre sí para comerse.

Una revelación, como ELU, nos da una herramienta para saber dónde radica realmente la diferencia entre el mundo animal y el humano.

Esa diferencia tiene que ver con la dimensión de lo invisible, la del espíritu… de la cual podemos decir -como se dice desde siempre, en las revelaciones en un planeta como este…- que de hecho es la realidad creadora o arquitecta.

En nuestro mundo humano… ¿qué es lo primero que se nos viene a la cabeza, y que tiene que ver con lo invisible, lo inmaterial?

Son los conceptos, pero por ejemplo unos conceptos que son muy prácticos, por así decirlo, como la valentía o el altruismo.

Parece claro que estos conceptos pueden tener una base animal, y quizá muchas personas a bote pronto pensaríamos que la valentía que vemos en los animales es simplemente la misma valentía que la que expresamos los humanos, y que el “altruismo animal” es en esencia igual que el humano… ya que por ejemplo una madre animal se comporta de forma “altruista” con sus cachorritos –si empleamos ese adjetivo, “altruista”, de forma flexible, claro.

En nuestra atmósfera cultural, que es a menudo tan extremadamente “laica”… no queremos saber nada sobre “el espíritu”, así que para empezar quizá de entrada mucha gente piense cómo acabamos de expresar arriba, con lo que acabamos de decir sobre la valentía, el altruismo, etc.

Y las revelaciones sirven en parte para ayudar a intuir y a “sentir” dónde radica la diferencia.

Así que haremos todo esto utilizando la revelación, es decir, “con mucho avanzado” ya en cuanto a las definiciones mínimas que necesitamos para hablar de “espíritu”.

Mucha gente no solemos contemplar a los animales “con el espíritu”, es decir, y por decirlo para empezar de manera sencilla… en tanto que son una manifestación neutral de un “impulso” o una serie de impulsos puros, “inocentes”.

De este “impulso animal”… ¿qué podemos decir? Constatamos claramente que de alguna manera controla los cuerpos, es decir, controla lo material de los cuerpos… y lo llamamos “instinto”. Leer el resto de esta entrada »

¿Para qué sirven los mundos? Una clase elemental de espiritualidad/religión, con El libro de Urantia :)   2 comments

Ir a descargar

chopos-sol

(Otro artículo anterior de esta web, con “claves” sobre El libro de Urantia, es: «Dimensión semilla». Y en el índice dedicado a Urantia en este blog se pueden encontrar por ejemplo los enlaces a los audios del libro.)

Desde la primera página del capítulo 1 de El libro de Urantia (ELU) tenemos la respuesta a todas las cosas :).

¡Qué desfachatez!

Muchos de nosotros que íbamos por la vida,
dale que te pego,
paseando nuestra sufridora ignorancia… quizá por las familias,
… en esa vida familiar, y casi siempre como infantes maltratados… ya que los niños son maltratados salvajemente al menos de forma emocional (el tipo de maltrato más importante)…
… y luego más o menos como zombis paseamos por las escuelas (si hay suerte),
… los colegios (si hay más suerte),
… las universidades (si hay más “suerte” todavía… como dirían sobre todo los padres más “clásicos”… 🙂 ),
… los trabajos o empleos (que con suerte son no demasiado “sufridos” 🙂 )…
… sin embargo…
… vamos todo el rato sin poder y sin querer hablar de para qué sirven los mundos
(es decir, de “para qué estamos aquí”…)…

Y entonces, va, y resulta que un librito, en su mismísima primera página, te lo cuenta todo y te lo soluciona todo.

¡Pero si ni siquiera tiene sentido hablar de “propósito del mundo”!

¿Un propósito de todo esto? ¿Cómo?

¡Qué osadía! ¡Hablar de propósito, y de forma tan global!

¡Qué salvajes, qué sinvergüenzas son estos “ángeles”, y demás “gente” que ayuda a hacer estas revelaciones… durante toda la historia “humana”!

Pero es que así es la “espiritualidad”, o la “religión” –entendiendo que “religión” en el universo significa en el fondo lo mismo que “espiritualidad” (solo que en nuestro planeta hemos fabricado demasiadas distorsiones).

Y bien, los mundos sirven para tres cosas, solo para tres –y ahora las vemos. (Y son tres cosas que solo pueden ir en el orden dado.)

Por ejemplo, los mundos NO son para que nosotros “seamos buenos”…
… no son para “entretenerse”…
… ni para que “cuidemos a los demás”…
… ni para “disfrutar”…
… tampoco para quedarnos en la ignorancia, por ejemplo adorando la ilusión de la ignorancia…

Tachán tachán…:

Los mundos son… para… (página 1 del documento 1 de ELU):
– conocer a Dios,
– recibir el afecto divino,
– y amarle a cambio.

Y solo así es como podremos realmente “disfrutar”,
… o llegar a saber realmente qué es lo que conlleva “ser buenos”… “cuidar” a los demás… etc.

Y decíamos que el orden es muy importante.

No podemos recibir PERSONALMENTE el afecto divino si no conocemos primero a Dios. Leer el resto de esta entrada »

¿Cómo ponerse de parte de todo el mundo (y en concreto de los niños) para poder expresar unidad?   Leave a comment

imagen flor[¿Cómo ponerse de parte de todo el mundo (y en concreto de los niños) para poder expresar unidad en todas las relaciones (y así poder creérnosla con todo nuestro “cuerpo-mente-alma” 🙂 )?]

Sabemos ya que, de cierto modo, esa es nuestra única tarea en este mundo:

ponernos a Nosotros Mismos en las relaciones… colocarNos… colocar “Ser”… colocar en ellas algo auténtico de nosotros mismos… siendo quienes realmente somos…
… colocándonos de parte o de lado de todos, en cada relación…
… para elegir re-crearnos en todas las relaciones como nuestro Verdadero Yo… (pues somos literalmente relación; en espíritu ya somos relación, relación ya “realizada” con todo… pero que venimos a sentir como real aquí, al mundo de lo relativo).

Así que hemos venido a poner ese Yo o Ser en todas las relaciones… para expresar nuestro: “estar ya realizados en espíritu como una sola relación”.

Es decir, aquí hemos venido a “ser en unidad y relación” (como dice un lema de Un curso de amor)…, hemos venido a aceptar ser un Yo que acepta que, si existimos, es porque ya desde siempre somos Vida, vida plena… pues fuimos “creados” como Vida… Vida en unidad y relación con todo.

Recordemos por ejemplo que en el curso de milagros, este “ponerse de lado de todos” era expresado con el lema de:

“no ver propósitos o intereses realmente diferentes en nadie”…

… es decir, no querer sentir que REALMENTE los demás tienen DIFERENTES intereses… diferentes propósitos…
… pues el propósito o significado profundo y real de toda cosa es, como “sabemos”, uno solo:
…”el amor”…

… el propósito o significado del “amor”…

… la “energía” más allá de todas las energías… la energía que ya abraza e integra todo, sin nuestra intervención “consciente” ni nuestro esfuerzo… que ya lo trasciende todo… y que en el fondo todos somos… en unidad. Leer el resto de esta entrada »

La educación y la Unidad: cosas elementales y ejemplo práctico para inspirar cualquier reunión libre o proyecto de “taller” colaborativo horizontal: el Círculo de Relevancia   Leave a comment

imagen flor[Obviedades prácticas sobre la Educación y la Unidad: un ejemplo de nuestras reuniones del futuro 🙂 … no solo “educativas”, cuando nuestro único enfoque sea:
reconciliar,
– re-crear,
– reunificar
]

¿Cómo enseñamos unidad? ¿Cómo dirigirnos hacia la mayor expresión posible en por ejemplo “la educación”?

Todo es lo mismo, cualquier cosa que hablemos sobre “enseñar” y “aprender” en un ámbito (educación) nos vale para la vida diaria… y viceversa (ya sabíamos, por el mismo mensaje esencial del curso de milagros y de otras “espiritualidades”, que lo que se enseña se aprende… y, de una manera muy elemental solo podemos aprender o bien “separación”, o bien “unión”).

El esquema de “la educación” a la vieja usanza sabemos que era algo como esto:
– yo tengo conocimiento
– vosotros no,
– vosotros lo recibís de mí,
– ahora lo tenéis.

Ese esquema, como se ve, no se enfoca en “valores”, sino en “conocimientos”.

Es decir, no se enfoca en la unidad de la relación que ya somos.

Y con la palabra “valores” no queremos dar a entender algo “moral”… relativo a la capacidad de juzgar…, sino que son cualidades de la relación, de la única relación en la unidad de amor que ya somos dentro de todos a la vez.., pues somos UNO y en unidad con todo en el universo.

Esas “cualidades de relación” son lo que nos sirve para enfocar cualquier cosa en nuestra vida: ¿qué queremos realmente enseñar y aprender en cualquier situación, sea esta o no una “clase” en un aula?

Solo podemos enseñar lo que ya somos realmente, y en el fondo eso es “amor” –unidad y relación.

Todo el mundo sabe que lo que queda como recuerdo del colegio y de los profesores no es tanto “el conocimiento”, sino un ejemplo y una resonancia con “valores esenciales”…, con un cierto re-despertar de nuestro SER… que se suscita en las clases o con el trato con los compañeros de clase… bajo el paraguas de una “actuación sabia”, de una actuación que eduque en lo que YA SABEMOS, YA TENEMOS, Y YA SOMOS: un ser que vale infinito por sí solo; un ser que, sin tener que hacer nada… ya es infinitamente valioso… y que solo necesita si acaso que se le facilite algo su propio despliegue natural… para poder desplegar su SER en este mundo donde hemos venido a experimentar la mejor versión que podamos… en unidad con todos… sirviéndonos a nosotros mismos a la vez que a todos y al todo (al Cosmos) a la vez… en un Dar que es a la vez un Recibir gozoso… en el proceso que la Vida ES.
Leer el resto de esta entrada »

La actitud… el dolor…: vivir en unidad frente a hacerse inconsciente aposta (Walsch y Un curso de amor)   Leave a comment

imagen floresÍndice:
– Actitud dentro de la ilusión
– Ser tú mismo
– El dolor y la confianza en las relaciones
– Y la vida se dio
– Vivir en unidad frente a hacernos inconscientes aposta

___
_

Dejarse llevar por la imaginación, dentro de la ilusión, teniendo la actitud de que esta es una ilusión

Si estamos metidos en una ilusión, pero no la usamos como tal… entonces, no recordamos nuestro verdadero Ser.

No sentimos nuestro verdadero Ser plenamente, aunque estemos en lo físico.

Tenemos que hacer COMO SI lo fuera… como si esto fuera una ilusión… empleando a veces la imaginación —solo si queremos salir de la duda acerca de nuestra condición de creadores libres… y si queremos salir de esa creencia que es “el sufrimiento”, el sufrimiento como interpretación mental del dolor.

Nuestro verdadero Ser ya sabe que no necesita nada… que es pleno, completo (sabe que “la necesidad” es una ilusión… que la vida es eterna…)… pero de cierto modo es como si nuestro Ser hubiera venido a experimentarlo en lo físico… valiéndose de las antiguas herramientas que son nuestra ilusión: necesidad, fracaso, separación, insuficiencia, deber, juicio, condena, condicionalidad, superioridad, ignorancia.

Si no nos comportamos en la ilusión como si fuera realmente una ilusión… si no lo recordamos con nuestra actitud a la hora de manejarnos en la ilusión… entonces esta no se puede disipar ante nuestros ojos.

Y el único problema que tenemos es “espiritual” en este sentido… en el sentido de habernos separado de la Vida, de la fuente de la vida que nos da el sentido de la creación.

Nos hemos separado al hacernos víctimas de nuestras ilusiones, al habernos identificado con ellas en vez de simplemente “usarlas”.

Nuestra actitud a menudo sigue siendo la de que, a pesar de “saber” que estamos entre ilusiones…, no actuamos con la actitud que asume eso…, y que de cierto modo disfruta observando.

(Esto es parafraseando lo de Walsch, en este libro y otros:)

Así que estas tres cosas son la “santa trinidad” que nos permite enlazar todos los ingredientes de nuestro mundo (espiritualidad, sociedad…):

– conciencia, honestidad y responsabilidad.

De esto tratábamos en este escrito del blog.

1. conciencia:
conciencia de cómo nos sentimos, y conciencia por tanto de las consecuencias de nuestros actos… pues con nuestros actos (o con lo que dejamos de hacer) nos autodescubrimos…, es decir, descubrimos nuestros pensamientos sobre el mundo y por tanto sobre nosotros mismos… pues no hay separación real entre el “mundo” y “yo”.
Nuestros actos dependen de pensamientos, como sabemos.
Así que ejercitando la conciencia sobre cómo sentimos las consecuencias de los actos… podemos abrazar y trascender nuestra experiencia… en tanto que nuestra experiencia es esa relación interna que desplegamos en un “mundo” que en realidad nunca estuvo “fuera” de nosotros.
Descubrimos ahí los propósitos que abrazamos más o menos inconscientemente, los “para-qué”…, mientras descubrimos lo que verdaderamente hemos decidido ser, lo que proclamamos al universo con nuestro ser más profundo (el tipo de distorsión que hemos venido a vivir),

2. honestidad:
honestidad para reconocer esas consecuencias.
Honestidad con uno mismo (espiritualidad), o bien mirándolas junto a los demás cuando toca (“política”), con más o menos sentido de la “comunión”, es decir, de la común-unión o Unidad de Amor que somos.

3. responsabilidad:
responsabilidad para emprender medidas que nos hagan más coherentes teniendo en cuenta lo anterior…

Ser tú mismo

«Lo que te invita a hacer la iluminación es a CONOCER algo que no has experimentado y, así, experimentarlo. Leer el resto de esta entrada »

Una nota sobre el ser. Los Diálogos de Un curso de amor (nota final)   Leave a comment

imagen corazón en círculo[— Un curso de amor, compuesto de tres libros en inglés, en sus primeras ediciones, fue transmitido a Mari Perron, y publicado en el 2001. Aparte de esa edición en tres libros, fue publicado en un solo volumen, en inglés, en el año 2014.
— Para más información, libros en PDF, y listado de entradas, ver el índice, puntos 4 y 5.
Elijo publicar parcialmente los capítulos de este modo como método para elaborar tranquilamente, y acceder a, una traducción lo mejor posible de este maravilloso “nuevo curso de milagros”.
— Sobre el uso del español en las traducciones y el modo de revisarlas o hacerlas, ver las notas en esta entrada que iré completando.]

Los Diálogos de Un curso de amor

Epílogo. Una nota sobre el ser

E.1 Ah, figúrate cómo va a ser todo ahora que no queda nada que aprender, nada que llegar a ser. La presión ha desaparecido. La alquimia ha ocurrido. El carbón se ha convertido en diamante. Ah, figúrate que ya eres capaz de olvidar todas las ideas de autosuperación, e imagina todo el tiempo que ahorrarás al haber llegado esta búsqueda a su fin. Pero, ¿qué harás ahora? ¿qué serás ahora? Leer el resto de esta entrada »

Día 40. Quién eres tú para mí. Los Diálogos de Un curso de amor   Leave a comment

imagen corazón en círculo[— Este es casi el final del tercer y último libro de UCDA; queda una nota breve, un epílogo.
Un curso de amor, compuesto de tres libros en inglés, en sus primeras ediciones, fue transmitido a Mari Perron, y publicado en el 2001. Aparte de esa edición en tres libros, ha sido publicado en un solo volumen, en inglés, en el año 2014.
— Para más información, libros en PDF, y listado de entradas, ver índice, puntos 4 y 5.
— Elegimos poner aquí los capítulos de este modo como método para elaborar tranquilamente, y acceder a, una traducción lo mejor posible de este maravilloso “nuevo curso de milagros”.
— Sobre el uso del castellano en las traducciones y el modo de revisarlas o hacerlas, ver las notas en esta entrada que iré completando.]

Los Diálogos de Un curso de amor

Día 40. Quién eres tu para mí

40.1 Mediante tu extensión de tu ser en la unión, tú completas un circuito, un círculo de plenitud, y yo me convierto en quien tú eres para mí. Así, el dar y el recibir son uno solo. La causa y el efecto se consuman.

Leer el resto de esta entrada »