Archivo para la etiqueta ‘Tierra y Luna

¿Ni Tierra hueca ni Tierra plana… sino Tierra viva? El encuentro de Carles Torá en la Antártida, a la luz de las revelaciones   Leave a comment

(Enlace para acceder a ivoox, donde está el audio)

fotografía de agua¿Y si casi todo el ruido sobre “Tierra plana” y “Tierra hueca” fuera en gran parte realizado para desacreditar las pruebas que nos indican ciertas características más profundas de nuestro planeta, y que lo asemejan a una especie de “ser vivo”?

En el episodio enlazado arriba como audio, hacemos un intermedio o descanso (Intermedio 1), dentro de esta serie de comentarios y lecturas sobre la revelación de Lorber.

Este es el comentario o lectura #65, y en él invitamos a pensar en los “problemas” que parecen surgir… de confusión, etc., cuando hablamos sobre la Tierra.

Sobre todo invitamos a ver los divertidos vídeos de la entrevista a Carles Torá, que hicieron para youtube los canales “Agencia Cósmica” y “Despejando Enigmas” (Gosia y Robert). (La serie de tres vídeos de esta entrevista empieza en este.)

En la entrevista, Carles Torá nos explica algo sorprendente que encontró en la Antártida, cuando realizaba un servicio a cierta agencia o grupo de agencias creo que científico-militares (él habría sido una especie de persona parcialmente de la “élite”… cercana a los círculos de los gobiernos secretos y/o de las agencias secretas o semisecretas… pero que habría escapado en parte de ahí).

En este audio damos un contexto para quizá entender ese encuentro, ya que puede que todo tenga que ver con el proceso actual que vivimos, donde estaríamos ya experimentando un aumento en nuestra capacidad de pensar y de sentir un planeta Tierra más “vivo” de lo que parece (lo cual… en cuanto a los datos sobre el planeta como organismo… ya se nos indicó a través de Lorber, hace más de 170 años, en sus “libros inspirados” o canalizados).

El contexto para esa “necesidad de cuidados especiales” es el que ya vimos en anteriores textos y audios, cuando tratamos sobre el aviso o mensaje pleyadiano.

Es decir, el contexto planetario es de rebelión profunda contra la organización cósmica de las cosas, es decir, contra el proceso natural de ascensión o elevación “mental-espiritual” de los mundos y de las consciencias capaces de “conocer” a la Fuente original (como nosotros).

Así pues, sobre el tema del posible cuidado necesario de la Tierra… un cuidado suplementario… y sobre las posibles características globales de la rebelión planetaria (en esta posible coexistencia actual de dos “estratos civilizatorios” muy dispares en cuanto a “capacidad tecnológica”)… aportamos dos datos que revela el libro de Urantia:

1. La existencia de compañías de finalitarios. El libro revela que hay una o más compañías de finalitarios instaladas en nuestro planeta:

«31:0.11 Una o más compañías de finalitarios mortales están constantemente de servicio en Urantia. No existe ningún ámbito de servicio universal al que no sean destinados; ejercen su actividad en todo el universo, con períodos iguales y alternos de deberes asignados y de servicio libre».

Estos finalitarios podrían ser quizá los entes contactados por Torá.

Los finalitarios, según el libro de Urantia, son una especie de “maestros ascendidos”, muy experimentados en las formas de “habitar” o “estar” en muchos tipos de mundos… pero que no son procedentes de este planeta Tierra en concreto… aunque sí de otros similares. Pero antes de llegar aquí, habrían pasado ya por toda la carrera a la que estamos destinados todos: una carrera de ascensión en “sintonización mental-espiritual”… (que es nuestro destino como personalidades que eligen “sobrevivir eternamente”)

2. La breve nota que el libro de Urantia también nos da sobre los seres superhumanos en general, cuando habla de la rebelión.

Es decir, esta revelación cuenta que, tras la rebelión, en el planeta se quedaron además atrapados algunos seres de tipo “superhumano”, ¡y habla de muchos grupos!

Lo dice en 67:2.5:

«Muchos grupos superhumanos que se encontraban por casualidad en Urantia en el momento de ser aislada fueron retenidos aquí, y al igual que los serafines y sus asociados, se vieron obligados a elegir entre el pecado y la rectitud — entre el camino de Lucifer y la voluntad del Padre invisible».

_____
Nota general (sobre los audios de esta la serie sobre Lorber):

En estos audios haremos a veces aclaraciones que nos pueden servir… o incluso “comentarios de conexión” con otras revelaciones importantes, como por ejemplo Las cartas de Cristo o El libro de Urantia.
(Este último nos da unas informaciones y una “base conceptual” muy rica… que nos sirve para sentir que realmente no hay contradicciones.)

Para ver el índice de estos audios en unplandivino.net ver esta página:
https://unplandivino.net/lorber

¡Gracias!

Anuncios

El corazón de la Tierra: explorando la hipótesis de la Tierra viva… con Jakob Lorber (1847)   Leave a comment

(Enlace al audio en ivoox)

fotografía de florSeguimos abriendo nuestra mente con la revelación de Lorber tras haber empezado nuestras aventuras con las misteriosas moscas aquí.

Ahora vamos a abrirnos a la curiosa idea de un corazón terrestre, que se hace muy plausible si aceptamos otros “axiomas” sobre la existencia real de tres ámbitos distintos (mental, físico, espiritual)… axiomas que son revelados por ejemplo en El libro de Urantia… (o bien, en general es plausible si aceptamos otras comprensiones y certezas que quizá obtenemos de la propia experiencia interna y de otras “revelaciones”).

Como estamos viendo desde que empezamos con esta web y con los canales de audios en ivoox… en general es posible que todo lo que proyectamos, como ideas… es posible que todas nuestras ideas… o conceptos sobre la naturaleza del proceso que posibilita la existencia en forma material sobre la Tierra… es posible que todo, todo eso… sea esencialmente falso* –falso por su propia naturaleza, pues ya nos avisa el mismo libro de Urantia, sin ir más lejos… que todos los marcos finitos de pensamiento son erróneos, sin excepción–.

Entonces, vamos a ir leyendo y comentando, en diversos audios, el libro de Jakob Lorber titulado «Tierra y Luna» (se puede acceder al pdf, parcialmente traducido según avancemos, en el índice 13).

El capítulo 2 lo hemos visto ya en este episodio de comentario, y aludimos a él un poco aquí abajo, en este breve comentario. Y el siguiente, el del capítulo 3, es el que presentamos como cabecera de este texto.

El capítulo 3 se titula: «La localización y la movilidad del corazón de la Tierra».

En este breve capítulo 3 vemos una idea maravillosa, y que parece muy básica.

Se trata de lo siguiente:

Por un lado tenemos la variabilidad de los cuerpos físicos. Por ejemplo, comparemos la firmeza y la solidez de la Tierra, como cuerpo físico… con la flexibilidad o la movilidad que proporcionan los brazos y las piernas al cuerpo humano.

Dicha variabilidad física está relacionada al parecer con otra variabilidad en el ámbito de los centros creativo-gravitatorios, es decir, en el ámbito de los “corazones vitalizadores” (que constituyen, por así decirlo, un principio más “mental-álmico”).

La variabilidad física (cuerpo terrestre, cuerpo animal) obliga a que los “corazones vitalizadores” existan y se relacionen de forma diferente con esos cuerpos físicos.

En el capítulo 1 el libro nos presentó un nuevo concepto de “centro de gravedad”… y por eso en el primer audio de esta serie hemos hablado de un “nuevo” concepto de gravedad.

En el segundo audio también vimos, en parte, eso mismo.

Y ese concepto de gravedad estará relacionado, lógicamente, con el de la “gravedad mental”, que nos presenta el libro de Urantia (ELU).

Esta “gravedad mental” ha de estar a su vez asociada con el “poder creativo mental”, es decir,  con lo que podemos caracterizar en parte como una “activación de los modelos o arquetipos paradisiacos”.

Como revela ELU, dicha activación la realiza la Mente –local y globalmente– a través de diversas “personalidades” espirituales o mental-espirituales, que son creadoras… y dependientes de la Fuente-Centro Tercera.

De esas personalidades somos, en cierta forma, “hijos”… y en parte sucede como si estuviéramos dentro de “gigantescos” úteros, mental-funcionales, de activación de posibilidades experienciales –y sometidos por lo tanto a una arquitectura interna de circuitos mentales y espirituales… y “usando” esa arquitectura–.

Así pues, como vemos, en general este libro nos presenta una visión de la Tierra que ya se puede ver expuesta o comentada en muchos sitios… y que se refiere a ella como una especie de ser vivo.

Dadas nuestras tendencias profundamente materialistas –que tenemos como humanos primitivos que aún somos en nuestra evolución espiritual–, unas tendencias por las que confundimos la “razón” con sus “resultados”, resulta que todas estas afirmaciones sobre la Tierra nos podían parecer increíbles.

Pero, por ejemplo, si entramos en el contexto de los misteriosos conceptos del libro de Urantia (como el concepto de la activación continua de los arquetipos del Paraíso por parte de la Mente)… creo que debemos abrirnos a considerar y sentir lo que nos dice esta revelación de Lorber.

Para terminar, y como ya vimos en la primera presentación de Lorber en esta web, esta persona, Jakob Lorber, a partir de 1840 estuvo escuchando y escribiendo todos los días lo que le decía la Voz interior, de forma muy clara.

Recibió más de diez mil páginas durante unos 24 años, y se trata de una revelación llamada, en su conjunto, «La nueva revelación» (NR).

En estos audios haremos a veces aclaraciones que nos pueden servir… o incluso “comentarios de conexión” con otras revelaciones importantes, como por ejemplo Las cartas de Cristo o El libro de Urantia. (Este último nos da unas informaciones y una “base conceptual” muy rica… que nos sirve para sentir que realmente no hay contradicciones.)

Para ver el índice de estos audios en esta web, unplandivino.net ver esta página:
https://unplandivino.net/lorber

La revelación se divulga en español por ejemplo a través de esta página web, realizada por una persona que además ha ayudado un poco en alguna parte de la traducción –una traducción que, por otra parte, está hecha, al parecer en su mayor parte, por los editores, «Muñoz Moya»–:

https://jlorber-nuevarevelacion.blogspot.com/

Gracias