Archivo para la etiqueta ‘Tierra

Armando las piezas del estado del planeta: La información del libro de Urantia como contexto de nuestra revolución tecnológica, de la existencia de ayuda suplementaria “extraterrestre”, y de la naturalización de medidas antihumanas de toxicidad sistemática: radiaciones, guerra de sexos, etc.   Leave a comment

( Enlace al audio en ivoox con la lectura de este texto )

foto-árbolesVenimos hablando del aviso que se nos da, a los humanos, sobre las tecnologías que no controlamos y que están relacionadas con el gobierno global del planeta y con el proceso natural de espiritualización de nuestras mentes*.

El libro de Urantia nos da la base con la cual podemos pensar este mundo y los extraños automatismos que vivimos hoy.

Vivimos en una especie de continua revolución tecnológica que en parte está dirigida por nuestra compulsión a comprar y a renovar aparatos (los automatismos del “mercado”).

¿Pero de dónde surgen las decisiones, las ideas y las tecnologías que realmente se implementan a través de esa renovación revolucionaria o casi revolucionaria que nosotros, casi como hormigas, activamos comprando “libremente” en el supuestamente “libre” mercado?

Es decir, ¿de dónde surgen las ideas, las decisiones… de que un momento concreto es el momento para implantar por ejemplo una nueva red de “radiaciones”, como las que en el fondo están implicadas en la existencia de la fibra óptica, wi-fi, etc.?

Mientras los aparatos se renuevan, se introducen nuevos tipos de ondas, antenas, radiación, etc., que no sabemos si son cosas que se están realmente entendiendo, regulando… si se están evaluando los efectos, las consecuencias (biológicas, físicas, mentales…).

Entonces, el libro de Urantia (ELU) nos puede servir de base para poder contextualizar esta especie de “política automática” en la que vivimos, y en general para contextualizar nuestro mundo, la experiencia del mundo a la que a veces parecemos abocados.

Entre las bases conceptuales que nos da ELU, creo que hay que tener en cuenta esto:

1. La rabia acumulada que pudieran tener Caligastia y sus posibles “amigos”, ya que les dejaron sin muchas personalidades que les servían de ayuda (las personalidades llamadas “seres intermedios” y “ángeles”, ya que algunas de esas personalidades –de estos tipos– se pusieron a su servicio, pero ya habrían sido retiradas).

Aclaremos que Caligastia es un personaje que ELU nos revela como un elemento fundamental para entender nuestra historia concreta humana (en parte la existencia misma de la civilización, y cosas así de fundamentales).

Es decir, este personaje entra dentro del esquema normal de evolución planetaria, ya que fue el administrador espiritual “jefe” en una etapa temprana de esta “evolución de la consciencia” que vivimos aquí los seres inteligentes –aquí y en todo mundo o sistema de realidad habitado–.

Este administrador quiso llevar por su cuenta los planes de elevación de la mente en este mundo, rompiendo el guión de evolución progresiva, etc. Y aunque ELU revela que el poder de este administrador ha sido ya anulado en parte… no lo está totalmente… ya que sigue existiendo (y aunque no siguiera existiendo, sus conocimientos y sus propósitos podrían estar parcialmente en sus asociados, de los que ahora hablaremos).

2. Caligastia es un gran experto en biología, por así decirlo.

Es decir, es una especie de experto en genética, y de una manera que nosotros nunca podremos alcanzar como seres humanos, es decir, a unos niveles que no comprendemos, ya que tienen que ver con el manejo técnico de la sutil correlación entre la mente y el cuerpo.

Recordemos que los seres como los de la orden de Caligastia han de estar formados en las técnicas llamadas “de repersonalización”, que son utilizadas en Jerusem y en ese tipo de esferas. (Estas esferas, a las que aludimos aquí, son las siguientes moradas de nuestra personalidad cuando de alguna manera elegimos seguir la carrera ascendente en lo que podríamos llamar a grandes rasgos “mundo espiritual”.)

3. ELU dice literalmente que muchos grupos de seres superhumanos se quedaron aislados en nuestro planeta tras la rebelión.

Lo dice aquí:

«67:2.5 […] Muchos grupos superhumanos que se encontraban por casualidad en Urantia en el momento de ser aislada fueron retenidos aquí, y al igual que los serafines y sus asociados, se vieron obligados a elegir entre el pecado y la rectitud…».

Por cierto, quizá hemos de recordar o indicar que por ejemplo “pecado” es un concepto en el fondo “técnico” en ELU, que está despojado en realidad de gran parte de la connotación fundamentalmente humana que podamos proyectar sobre él en un primer momento.

Y esto es así  porque el pecado, como concepto en este libro tan “enciclopédico” y global… tiene que abarcar la actitud de unos seres que no son simplemente “mentes mortales” como nosotros.

Esos seres (como Caligastia) están por ejemplo destinados, por su propio ser (un ser que es su función y su formación)… están destinados intrínsecamente, decíamos… a coordinar o administrar esferas como la nuestra, donde vemos que la mente, en general, tiene que vivir (tenemos que vivir) el drama de la evolución o espiritualización. Leer el resto de esta entrada »

Anuncios

El aviso pleyadiano sobre la Tierra viva, Goo negro: La matrix natural de transducción etérica   3 comments

Enlace para visitar en Ivoox el audio relacionado con este texto

fotografía de fuente

En este audio vamos a comentar y a aclararnos sobre algunas de las reveladoras informaciones pleyadianas, dadas en el mensaje que hay en el vídeo del canal de youtube de Robert, «Despejando Enigmas», titulado:

«Biología IV: Goo negro extraterrestre, chemtrails, inteligencia artificial (Swaruu de Erra)». *

Con este texto solo introducimos el audio ya enlazado arriba.

Ese audio es básicamente una invitación al mensaje… junto a algunas explicaciones que a mí me ayudan a volver a escuchar y a entender más profundamente el mensaje de este cuarto vídeo y de otros… acerca de lo que está sucediendo con la biología terrestre.

Este mensaje pleyadiano (de Swaruu) contiene unos datos que refuerzan y complementan muy bien la perspectiva que ya vamos asumiendo (y sintiendo) sobre la Tierra como organismo vivo.

Hay muchas informaciones contenidas en este mensaje que nos pueden disonar mucho si todavía no estamos algo sintonizados con todo esto (es decir, con el asunto de “superar” creencias antiguas y los paradigmas de lo viejo).

En el mensaje se tratan, entre otros, estos temas:

1. El petróleo y su origen real.

2. El petróleo de tipo especial (Goo, pronunciado “gu”) como factor principal en esa especie de conexión transdimensional que, continua y globalmente, hay que efectuar en un planeta para sostener y alimentar la vida… y que se hace con una especie de matriz etérica interconectada, que está anclada al interior… al núcleo metálico… que existe en el interior de los cristales de este otro tipo de petróleo (el Goo).

3. Esos “cristales etéricos” canalizan intención-consciencia desde planos superiores (un proceso que podemos llamar de transducción, o de “transdimensionalidad”… y que es en parte lo que esencialmente es la vida).

4. Hay dos tipos de Goo en el planeta:
El tipo más positivo y natural, que hace las veces de “sangre planetaria”, y que lleva la impregnación fundamental y común para los patrones del ADN, etc.
Y un segundo tipo de Goo, el extraterrestre, que cayó aquí tras la explosión de uno de los planetas del sistema solar (trayendo su consiguiente impregnación “etérica” o “causal” de patrones y vibración más “negativa”).

Así pues, este “Goo negativo”, con sus cualidades “creativo-etéricas”, es una de las cosas que, al parecer, pueden usar (“crackear” o “hackear”) en cierta medida los seres humanos y humanoides que han elegido aposta el mal en su sentido cósmico… en este planeta… (es decir, que han elegido actuar cada vez más intensamente como agentes en contra del propósito de los mundos y de los universos… que es simplemente la elevación y la sintonización progresiva de la mente cósmica).

Y por cierto, en este cuarto mensaje sobre biología Swaruu nos vuelve a recordar que, aparte de los seres humanos y/o humanoides profundamente “rebeldes” contra el “orden cósmico”, y que actúan sin transparencia… también existen varias redes de inteligencia artificial, que en parte manejan a su vez a dichos “rebeldes” (y que nos afectan muy directamente y subrepticiamente… con todo este rápido proceso que vivimos –de aceleración tecnológica–, tan revolucionario, automático).

Este Goo negro extraterrestre es uno de los elementos aquí revelados; nos proporciona una clave fundamental para entender y para quizá poder integrar o superar mejor muchos de los conflictos o “toxicidades” artificiales que hoy aparecen o caracterizan “nuestro” mundo:
– Guerras.
– Confusión mental: Desconexión artificialmente programada con respecto al propósito original.
– Usos –muy negativos– de una o de varias redes de inteligencia artificial que se han independizado.
– Chemtrails,
– etc.

¡Gracias!
____

* Estos vídeos son de los canales de youtube llamados “Despejando Enigmas” y “Agencia Cósmica” (de Robert el primero y de Gosia el segundo).

En los siguientes otros dos artículos y audios anteriores hemos tratado ya con los mensajes pleyadianos sobre la biología, etc., de esta misma Swaruu y de esos dos canales de youtube:
– «El aviso pleyadiano (de Swaruu) a la luz del libro de Urantia: fundamentación de la realidad conflictiva del trasfondo secreto planetario»
– «La genética se genera desde los planos superiores», de Swaruu (comentando este mensaje pleyadiano)».

_____

Lo que hacemos aquí, en este audio es en parte seguir con esta especie de conexión, o a veces de “justificación” y “fundamentación”, del mensaje pleyadiano desde y con otras revelaciones (el libro de Urantia, Lorber, etc.).
Por eso, el audio al que está invitando –y que enlazamos en– este texto de arriba,  pertenece a la serie de comentarios de la revelación de Lorber. Es el “intermedio 2”, y está enlazado en el correspondiente índice.

¡Gracias!

El corazón de la Tierra: explorando la hipótesis de la Tierra viva… con Jakob Lorber (1847)   Leave a comment

(Enlace al audio en ivoox)

fotografía de florSeguimos abriendo nuestra mente con la revelación de Lorber tras haber empezado nuestras aventuras con las misteriosas moscas aquí.

Ahora vamos a abrirnos a la curiosa idea de un corazón terrestre, que se hace muy plausible si aceptamos otros “axiomas” sobre la existencia real de tres ámbitos distintos (mental, físico, espiritual)… axiomas que son revelados por ejemplo en El libro de Urantia… (o bien, en general es plausible si aceptamos otras comprensiones y certezas que quizá obtenemos de la propia experiencia interna y de otras “revelaciones”).

Como estamos viendo desde que empezamos con esta web y con los canales de audios en ivoox… en general es posible que todo lo que proyectamos, como ideas… es posible que todas nuestras ideas… o conceptos sobre la naturaleza del proceso que posibilita la existencia en forma material sobre la Tierra… es posible que todo, todo eso… sea esencialmente falso* –falso por su propia naturaleza, pues ya nos avisa el mismo libro de Urantia, sin ir más lejos… que todos los marcos finitos de pensamiento son erróneos, sin excepción–.

Entonces, vamos a ir leyendo y comentando, en diversos audios, el libro de Jakob Lorber titulado «Tierra y Luna» (se puede acceder al pdf, parcialmente traducido según avancemos, en el índice 13).

El capítulo 2 lo hemos visto ya en este episodio de comentario, y aludimos a él un poco aquí abajo, en este breve comentario. Y el siguiente, el del capítulo 3, es el que presentamos como cabecera de este texto.

El capítulo 3 se titula: «La localización y la movilidad del corazón de la Tierra».

En este breve capítulo 3 vemos una idea maravillosa, y que parece muy básica.

Se trata de lo siguiente:

Por un lado tenemos la variabilidad de los cuerpos físicos. Por ejemplo, comparemos la firmeza y la solidez de la Tierra, como cuerpo físico… con la flexibilidad o la movilidad que proporcionan los brazos y las piernas al cuerpo humano.

Dicha variabilidad física está relacionada al parecer con otra variabilidad en el ámbito de los centros creativo-gravitatorios, es decir, en el ámbito de los “corazones vitalizadores” (que constituyen, por así decirlo, un principio más “mental-álmico”).

La variabilidad física (cuerpo terrestre, cuerpo animal) obliga a que los “corazones vitalizadores” existan y se relacionen de forma diferente con esos cuerpos físicos.

En el capítulo 1 el libro nos presentó un nuevo concepto de “centro de gravedad”… y por eso en el primer audio de esta serie hemos hablado de un “nuevo” concepto de gravedad.

En el segundo audio también vimos, en parte, eso mismo.

Y ese concepto de gravedad estará relacionado, lógicamente, con el de la “gravedad mental”, que nos presenta el libro de Urantia (ELU).

Esta “gravedad mental” ha de estar a su vez asociada con el “poder creativo mental”, es decir,  con lo que podemos caracterizar en parte como una “activación de los modelos o arquetipos paradisiacos”.

Como revela ELU, dicha activación la realiza la Mente –local y globalmente– a través de diversas “personalidades” espirituales o mental-espirituales, que son creadoras… y dependientes de la Fuente-Centro Tercera.

De esas personalidades somos, en cierta forma, “hijos”… y en parte sucede como si estuviéramos dentro de “gigantescos” úteros, mental-funcionales, de activación de posibilidades experienciales –y sometidos por lo tanto a una arquitectura interna de circuitos mentales y espirituales… y “usando” esa arquitectura–.

Así pues, como vemos, en general este libro nos presenta una visión de la Tierra que ya se puede ver expuesta o comentada en muchos sitios… y que se refiere a ella como una especie de ser vivo.

Dadas nuestras tendencias profundamente materialistas –que tenemos como humanos primitivos que aún somos en nuestra evolución espiritual–, unas tendencias por las que confundimos la “razón” con sus “resultados”, resulta que todas estas afirmaciones sobre la Tierra nos podían parecer increíbles.

Pero, por ejemplo, si entramos en el contexto de los misteriosos conceptos del libro de Urantia (como el concepto de la activación continua de los arquetipos del Paraíso por parte de la Mente)… creo que debemos abrirnos a considerar y sentir lo que nos dice esta revelación de Lorber.

Para terminar, y como ya vimos en la primera presentación de Lorber en esta web, esta persona, Jakob Lorber, a partir de 1840 estuvo escuchando y escribiendo todos los días lo que le decía la Voz interior, de forma muy clara.

Recibió más de diez mil páginas durante unos 24 años, y se trata de una revelación llamada, en su conjunto, «La nueva revelación» (NR).

En estos audios haremos a veces aclaraciones que nos pueden servir… o incluso “comentarios de conexión” con otras revelaciones importantes, como por ejemplo Las cartas de Cristo o El libro de Urantia. (Este último nos da unas informaciones y una “base conceptual” muy rica… que nos sirve para sentir que realmente no hay contradicciones.)

Para ver el índice de estos audios en esta web, unplandivino.net ver esta página:
https://unplandivino.net/lorber

La revelación se divulga en español por ejemplo a través de esta página web, realizada por una persona que además ha ayudado un poco en alguna parte de la traducción –una traducción que, por otra parte, está hecha, al parecer en su mayor parte, por los editores, «Muñoz Moya»–:

https://jlorber-nuevarevelacion.blogspot.com/

Gracias

¿Qué es eso del ego? El concepto de “mundo” (con el que nos matamos y victimizamos)… frente a «la Tierra»   Leave a comment

(Botón de audio para escuchar la lectura y comentario de este texto:)
(Enlace a este audio en ivoox)
bicho¿Qué es esa cosa que llamamos “ego”?

Tomemos un ejemplo, el de la cocina.

Fijémonos en qué satisfacción nos puede dar ese arte de la cocina… esa técnica que hace tanto tiempo es también un “arte”.

Pero… yendo más atrás: Los seres humanos hablamos del “descubrimiento” del fuego.

¿Descubrimiento?

Será nuestra forma de decir: La “domesticación” de ese fenómeno “natural”, claro.

Y entonces, con estas sutiles o no tan sutiles formas de hablar (¿descubrimiento?)… desde pequeñitos aprendemos “ego” muy inocentemente… con los conceptos más simples pero no por ello menos “distorsionadores”.

Por ejemplo, nosotros, como humanos que orgullosamente hacemos civilizaciones (en el tiempo ilusorio)… es decir, que aparentemente estamos recién salidos de “las cavernas” en este ficticio ciclo histórico…
…”reforzamos ego” en la mente cuando colocamos antes el hecho “humano” que el hecho “terrestre”.

Es decir, alimentamos eso cuando, como colectivo de mentes algo enloquecidas (es decir, “inconscientemente” enloquecidas)… ponemos en un lugar prioritario el hecho de que hayamos “inventado” o “descubierto” cosas como el fuego…
… antes que el simple hecho de que haya universo.

Entonces, colocamos eso primero y a veces muy orgullosamente… lo colocamos en un lugar de nuestra mente que está por encima o antes que el hecho de que “simplemente hay fuego”… de que simplemente hay universo donde sentir o usar el fuego.

Entonces, “el mundo” (eso que es como una especie de concepto en el que habitamos… una casa mental construida cuando reforzamos “ego”… y que es un “castillo de naipes” sobre cimientos que parecen ser la nada)…
… el mundo… decíamos…
… es esa acumulación de “datos” (de lo ya dado o regalado)…
… esa acumulación de aquello que es regalado o dado…
… pero que por defecto no es agradecido.

Quiero decir… “mundo” es como un atributo de esa cualidad de no-agradecer –de nuestro “no-agradecer por defecto”.

Es decir, ¿en qué consiste todo ese conglomerado que podríamos llamar “mundo-ego”?

En esta mezcla:
– de no agradecimiento, con…
– acumulación de regalos.

Entonces… recordemos… hemos dicho que “por defecto” no agradecemos. Leer el resto de esta entrada »

Simplemente un exceso de “dar por hecho el mundo” para negar la individuación como proceso (invitación a la sesión 23 de Seth)   Leave a comment

Este artículo leído (en formato audio):
(Enlace para descargar el audio)
seta

¿Quién ve cuando miramos?

¿Solo uno mismo?

¿Acaso nosotros no estábamos también ahí, cuando aún no veíamos como ahora, es decir, de bebés… cuando solo veríamos sombras y claroscuros… y además por ejemplo solo oiríamos en función del contraste con ese bajo continuo uterino… ese ruido de fondo que debimos experimentar con los oídos en el útero?

Y entonces, ese yo interior que también estaba ahí, cuando crecíamos… ¿no estará también ahora aquí, delante de nuestras narices?

Ya sabemos que la mitad de todo nuestro “problema humano” tiene que ver con cierto tipo de libertad de la consciencia…
con esa libertad que depende de llamar “consciencia” o “mente consciente” solamente a lo que resulta de la maduración del cerebro.

Llega el cerebro,
se individualiza…
y ale,
nuestra consciencia se queda con su tesoro, tira a la basura todo lo demás,
y dice:
“ahora, ahora somos conscientes”,
somos adultos, maduros…
ahora entendemos,
ahora somos… “nosotros mismos”.

Y en gran medida sucede todo lo contrario.

Ese nosotros mismos es ya el dividido, separando mente y “corazón” (es decir, separando la mente del yo interno… ese yo interno que está “pegado al alma”… a ese alma que está “creada” por Todo Lo Que Es… por “Dios”).

Sucede todo lo contrario, decíamos,
pues es entonces cuando comienza el viaje de la mayor ilusión o engaño posible,
en esa adolescencia de tan patente “inconsciencia” o ignorancia…
–aunque por otra parte quizá diríamos que una ignorancia tan fantásticamente ilusoria y “disfrutable”…–…
y que, además, como ya sabemos, es una adolescencia que en nuestro mundo se prolonga por lo menos hasta los 50 años de edad –de un adulto “normal”.

Así que a partir de ahí, con ello,
ya hemos puesto los cimientos a todo “problema”, a todo problema “posterior”…
ya que todos los problemas humanos radican meramente en la actitud mental de…:
“¡primero resultados!”…
en vez de…:
primero proceso“.

En eso consiste esta especie de “sobrevaloración” del mundo. Leer el resto de esta entrada »

2. La vía del corazón. Lección 2. Yeshua-Jayem (La vía de la maestría)   Leave a comment

Ir a descargar

imagen corazón en círculo[- Para más información, ver índice.
– El audio con la lectura de esta lección en este enlace.
– En diciembre 2015 terminé una revisión detallada de la traducción (y en 2016 hago ciertos retoques).
– Para descargar el PDF entero actualizado ver el índice enlazado arriba.]

Lección 2

Ahora, comenzamos.

Y ciertamente, saludos para vosotros, queridos y santos amigos. De nuevo vengo con una gran alegría a pasar esta hora con vosotros. Ciertamente, venimos con una gran alegría a pasar esta hora con vosotros. Pues en Verdad no vengo para unirme en comunión solamente con este querido amigo mío, para poder comunicar con vosotros a través de un medio que podáis entender y aceptar.

Pues es una gran Verdad que llego a menudo hasta muchos. Pero, por todo lo que habéis aprendido en vuestro mundo, también muchas veces habéis creído que no soy más que el producto de vuestra imaginación. Pensarías que esa voz que se desliza sigilosamente en el espacio entre los pensamientos es solo una ilusión. Y no obstante, te digo que llego hasta muchos. Y además, cuando vengo a hablar con vosotros a través de este querido amigo, existe en Verdad toda una serie de diferentes amigos que vienen para poder crear un vortex, un círculo, por así decirlo, de energía. Hemos venido en esta hora, a este espacio, y hemos anclado esa cierta sintonía. Si tenéis a bien recibirla, existen muchos amigos, no visibles con ojos físicos, que están gentilmente rodeando a quienes habéis venido a contribuir, a soportar, a morar en la creación de esta obra. ¿Y de qué se trata, en esta obra, sino de crear un medio de comunicación? Leer el resto de esta entrada »

Protegido: 16. De la imagen a la presencia. Los Diálogos de Un curso de amor   1 comment

Este contenido está protegido por contraseña. Para verlo introduce tu contraseña a continuación: