Archivo para la etiqueta ‘salvación

¿Ni Tierra hueca ni Tierra plana… sino Tierra viva? El encuentro de Carles Torá en la Antártida, a la luz de las revelaciones   Leave a comment

(Enlace para acceder a ivoox, donde está el audio)

fotografía de agua¿Y si casi todo el ruido sobre “Tierra plana” y “Tierra hueca” fuera en gran parte realizado para desacreditar las pruebas que nos indican ciertas características más profundas de nuestro planeta, y que lo asemejan a una especie de “ser vivo”?

En el episodio enlazado arriba como audio, hacemos un intermedio o descanso (Intermedio 1), dentro de esta serie de comentarios y lecturas sobre la revelación de Lorber.

Este es el comentario o lectura #65, y en él invitamos a pensar en los “problemas” que parecen surgir… de confusión, etc., cuando hablamos sobre la Tierra.

Sobre todo invitamos a ver los divertidos vídeos de la entrevista a Carles Torá, que hicieron para youtube los canales “Agencia Cósmica” y “Despejando Enigmas” (Gosia y Robert). (La serie de tres vídeos de esta entrevista empieza en este.)

En la entrevista, Carles Torá nos explica algo sorprendente que encontró en la Antártida, cuando realizaba un servicio a cierta agencia o grupo de agencias creo que científico-militares (él habría sido una especie de persona parcialmente de la “élite”… cercana a los círculos de los gobiernos secretos y/o de las agencias secretas o semisecretas… pero que habría escapado en parte de ahí).

En este audio damos un contexto para quizá entender ese encuentro, ya que puede que todo tenga que ver con el proceso actual que vivimos, donde estaríamos ya experimentando un aumento en nuestra capacidad de pensar y de sentir un planeta Tierra más “vivo” de lo que parece (lo cual… en cuanto a los datos sobre el planeta como organismo… ya se nos indicó a través de Lorber, hace más de 170 años, en sus “libros inspirados” o canalizados).

El contexto para esa “necesidad de cuidados especiales” es el que ya vimos en anteriores textos y audios, cuando tratamos sobre el aviso o mensaje pleyadiano.

Es decir, el contexto planetario es de rebelión profunda contra la organización cósmica de las cosas, es decir, contra el proceso natural de ascensión o elevación “mental-espiritual” de los mundos y de las consciencias capaces de “conocer” a la Fuente original (como nosotros).

Así pues, sobre el tema del posible cuidado necesario de la Tierra… un cuidado suplementario… y sobre las posibles características globales de la rebelión planetaria (en esta posible coexistencia actual de dos “estratos civilizatorios” muy dispares en cuanto a “capacidad tecnológica”)… aportamos dos datos que revela el libro de Urantia:

1. La existencia de compañías de finalitarios. El libro revela que hay una o más compañías de finalitarios instaladas en nuestro planeta:

«31:0.11 Una o más compañías de finalitarios mortales están constantemente de servicio en Urantia. No existe ningún ámbito de servicio universal al que no sean destinados; ejercen su actividad en todo el universo, con períodos iguales y alternos de deberes asignados y de servicio libre».

Estos finalitarios podrían ser quizá los entes contactados por Torá.

Los finalitarios, según el libro de Urantia, son una especie de “maestros ascendidos”, muy experimentados en las formas de “habitar” o “estar” en muchos tipos de mundos… pero que no son procedentes de este planeta Tierra en concreto… aunque sí de otros similares. Pero antes de llegar aquí, habrían pasado ya por toda la carrera a la que estamos destinados todos: una carrera de ascensión en “sintonización mental-espiritual”… (que es nuestro destino como personalidades que eligen “sobrevivir eternamente”)

2. La breve nota que el libro de Urantia también nos da sobre los seres superhumanos en general, cuando habla de la rebelión.

Es decir, esta revelación cuenta que, tras la rebelión, en el planeta se quedaron además atrapados algunos seres de tipo “superhumano”, ¡y habla de muchos grupos!

Lo dice en 67:2.5:

«Muchos grupos superhumanos que se encontraban por casualidad en Urantia en el momento de ser aislada fueron retenidos aquí, y al igual que los serafines y sus asociados, se vieron obligados a elegir entre el pecado y la rectitud — entre el camino de Lucifer y la voluntad del Padre invisible».

_____
Nota general (sobre los audios de esta la serie sobre Lorber):

En estos audios haremos a veces aclaraciones que nos pueden servir… o incluso “comentarios de conexión” con otras revelaciones importantes, como por ejemplo Las cartas de Cristo o El libro de Urantia.
(Este último nos da unas informaciones y una “base conceptual” muy rica… que nos sirve para sentir que realmente no hay contradicciones.)

Para ver el índice de estos audios en unplandivino.net ver esta página:
https://unplandivino.net/lorber

¡Gracias!

Anuncios

La religión como portal interdimensional: las apariciones y la videncia   Leave a comment

imagen virgen Ezquiago

Imagen de la virgen de Ezquioga, tomada de la encontrada en forosdelavirgen.org

Yendo a lo práctico, no hay nada más práctico que la religión -y de ahí la importancia y la persistencia que tiene el hecho de su presencia en las civilizaciones, su inevitabilidad *.

¿Práctico?

Seth nos contaba que en realidad todas las probabilidades existen a la vez, tanto para los individuos, como para los colectivos (países, etc.).

La más mínima idea se realiza en algún “sistema probable”. Y a veces sucede que, aquellas probabilidades que de cierta forma tienen más “carga emocional”, en realidad terminan siendo más reales que lo que nosotros entendemos como “realidad”.

Esas otras probabilidades no son menos reales simplemente por el hecho de que nosotros hayamos elegido “la nuestra”, en nuestra continuidad elegida… esa continuidad con la que ahora tanto nos identificamos (lo que estamos experimentando con nuestro tan especializado foco actual de consciencia temporal lineal).

Entonces, así de grande es “Dios” –o Todo Lo Que Es (la infinita inteligencia que da cabida a todo esto y más).

Por tanto, existe una España que, de cierto modo no tuvo que pasar por la guerra civil que comenzó en 1936 (una guerra que, por cierto, en realidad aún no ha acabado del todo). Esta guerra fue un evento muy cruento, y todavía hoy condiciona las mentes y las “venganzas” que están en parte detrás de algunos ímpetus políticos.

Entonces, las apariciones de lo que en nuestra tradición se llama “María de Nazaret” (“la virgen”), son para empezar signos de la existencia de estas probabilidades.

Ha habido célebres apariciones** que han ocurrido precisamente justo antes de guerras o catástrofes importantes.

De hecho, a veces las mismas apariciones (las vidas físicas normales) de los grandes maestros espirituales sobre la Tierra (sin ir más lejos la de Jesús), tienen lugar curiosamente en pueblos, en culturas… que iban a sufrir poco después grandes calamidades en su ser colectivo –y que en parte podríamos decir quizá que ya las estaban sufriendo en el momento mismo de la vida del maestro en cuestión… como los judíos, que en la época de Jesús estaban bajo la dominación de Roma.

Algunas de estas “apariciones” de María, como la de Medjugorje que ya hemos comentado aquí alguna vez, siguen siendo muy importantes.

Entonces, hasta hoy, no sabía que en España había sucedido un fenómeno así, poco antes de la guerra civil, y que, por tanto, él podría haber servido para “apaciguar los ánimos”.

Se trata del caso de Ezquioga***.

Por tanto, en España también hubo previsión (preconocimiento) de la guerra civil… e intervención “celestial” utilizando la religión para hacer patente la posibilidad de cambiar de realidad (por eso hablamos de “portal interdimensional”)… y para que sintiéramos, claramente, antes de la guerra, la oportunidad de “elegir” en masa la paz.

Pero nuevamente se rechazó el tema: la Iglesia lo rechazó, así como las autoridades del gobierno republicano de aquel momento.

Ambos “rechazaron” la intervención de María, como es casi “lógico”…

Esta intervención en Ezquioga fue, nuevamente, de tipo muy clásico, del estilo de la célebre aparición de Fátima, en Portugal. Este rechazo y olvido ocurrió tras una temporada breve de mucho fervor en los rezos y en las peregrinaciones al pueblo del País Vasco donde ocurrió todo… y donde se llegaron a reunir muchos miles de personas para rezar.

Así que el movimiento no contagió a toda España. Si lo hubiera hecho, parece que el contagio nos habría llevado por (o comunicado con) una línea de probabilidad terrestre “sin guerra civil” 🙂 .

De forma similar, parece que en el caso de nuestro querido vecino, Portugal, las cosas de María tuvieron algo más de éxito… pues las apariciones de Fátima parece que ayudaron a que ese país no se metiera en las guerras que sucedieron a los años de aquellas apariciones acaecidas a los célebres y sufridos pastorcitos.

Así que he aquí que tenemos una “prueba” más de que “nosotros creamos la realidad”… de que “no somos el cuerpo” (sino personalidades multidimensionales capaces de “comunicarse” de muchas maneras… en muchas capas verticales y horizontales…)… y además… tenemos la “prueba” de que nosotros somos literalmente (en cierta “unidad” todavía superior) esa muy real y palpable misericordia de Dios… que se presenta o actualiza de muchas maneras… y para de cierto modo darnos “más elecciones” (pues el amor es simplemente libertad… y la libertad parece ser sobre todo la expansión de la capacidad de elegir).

Una cita del artículo enlazado, sobre este caso de Ezquioga:

«A partir de 1934, debido al rechazo institucional de la Iglesia, el movimiento surgido en torno a Ezquioga fue languideciendo. Tanto la Iglesia como las autoridades republicanas estaban interesadas en cortar el movimiento, y Ezquioga se convirtió en un lugar muy poco frecuentado, proscrito.»

___
* De hecho, la religión está en el núcleo, el núcleo “no hablado” de la política y de las incomprensiones en política… del voto “conservador”, etc… Es pues importante para todo en general, para poder comprender algo en general. Pero, al no poder hablar ni comprender lo que sucede… los humanos de cierto modo nos bloqueamos, o bien “derrochamos” tiempo en pasarlo “sufriendo” en vez de sintiendo, disfrutando… estudiando esa vida que gratuitamente se nos ha “dado” para toda la eternidad.

** “Aparición” entre otras cosas es un fenómeno de comunicación interdimensional, en la mente de personas “normales” que experimentan diversos estados de trance o similar, y durante periodos más o menos largos (a veces toda la vida de la persona…)… acompañados de más o menos “sucesos mentales curiosos” para los demás “asistentes”, etc. Todo esto es ya una forma de revelación, es decir, el propio medio de dar el mensaje es ya el mensaje en sí mismo.
Esto ya lo hemos comentado en otros textos. Y lo que se señala, con los fenómenos de videncia, es la naturaleza de la realidad. La realidad poco tiene que ver con lo que nosotros creemos sobre nosotros mismos, al menos en un primer momento. Y es que “nosotros”, en nuestra realidad eterna, no somos cuerpos; y si estamos aquí es para, de cierta forma, realizar una “evolución del alma”… una “evolución” que, como concepto, nos resulta difícil o imposible de comprender, pero que sin embargo es la misma esencia de nuestro ser.

*** En la wikipedia hay alguna información curiosa sobre las apariciones en el artículo sobre el municipio vasco de Ezquioga.

Intermedio: un poco de sentido común con algo de “filosofía práctica”, “política” y “sociología”   Leave a comment

imagen corazón en círculo

Índice:
— El materialismo del sabio
— La política
— ¿Capitalismo? ¿Qué es eso?
— ¿Cómo estamos capturados en “política”?
¿Cómo se traduce la libertad política?
— La inscripción de las relaciones
— Senectud social, senectud personal

_____
__

Hay un viejo asunto en “filosofía práctica” que se puede llamar “materialismo del sabio”, como nos cuenta por ejemplo Deleuze.

“Sabio” tiene este primer sentido: simplemente alguien que de entrada busca NO hacerse demasiado infeliz él mismo a sí mismo; es decir, busca no meterse así como así en dificultades e “infelicidades” que le resulten realmente improductivas —”improductivas” no en el sentido de producción económica, sino simplemente por hacernos más “infelices”, por hacernos menos capaces, más tristes. Leer el resto de esta entrada »

Publicado 7 julio, 2014 por qadistu en amor, discernimiento, ego, verdad

Etiquetado con , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Protegido: 1. Todos son elegidos. Los Tratados de Un curso de amor (IV)   Leave a comment

Este contenido está protegido por contraseña. Para verlo introduce tu contraseña a continuación:

Protegido: 8. La casa de la verdad. Los Tratados de Un curso de amor (III)   Leave a comment

Este contenido está protegido por contraseña. Para verlo introduce tu contraseña a continuación:

«Final». Haskell en comunión con Jeshua. «Viaje más allá de las palabras». Un Curso de milagros RELOADED   Leave a comment

Ir a descargar

[Podéis mirar en la página de índices de este autor para encontrar los enlaces a estos textos traducidos, etc. —con por ejemplo la traducción completa de lo que estamos retocando aquí con ayuda del texto en inglés, etc.

Esta transmisión maravillosa aparenta haber sido dada claramente por la misma voz que dictó Un curso de milagros (UCDM), y que habló por la personalidad de Jesús.

El siguiente capítulo sirve como acompañamiento —más o menos— para las lecciones de la 358 hasta el final del libro de ejercicios de Un curso de milagros (UCDM), según las indicaciones del propio Haskell en su texto publicado.]

Final [lecciones 358-]

Saludos de nuevo. Soy Jeshua. Hoy vengo
a seguir contigo mi comentario sobre
Un curso de milagros.

Este año pasado has elegido dedicarlo a tu Ser.
Este año pasado has elegido dedicarlo a Dios.
Y, lo sepas o no,
me lo has dedicado a mí,
y a cada hermano que camina por esta vida contigo.
Y escúchame bien, todos ellos son lo mismo.
Este año has elegido dedicarlo
al discernimiento de la verdad,
de la verdad dentro de ti: que TODO ES UNO.

Te he hablado de muchas cosas.
Este día no es para repasar.
Este día es para el amor, para la paz, para la esperanza y el coraje.
De ahora en adelante te moverás en tu mundo,
a través de tu vida, como un ser diferente.
No te sería posible pasar un año
con este curso de milagros,
con tu Ser, conmigo y con Dios,
y seguir sin cambiar.

Tú no eres diferente de tu realidad.
Pues ella no cambia.
Tú eres el Hijo de Dios y eso permanecerá así,
independientemente de tus fantasías, tus ilusiones,
tu espacio, y tu tiempo.
Pero, como personalidad, como un ser humano individual,
no puedes seguir siendo el mismo,
ahora que nos has dado este año a todos nosotros.

Este año hemos hablado de muchas cosas.
Tras todo ello está la simple meta de la creación:
paz, absoluta paz,
gozo, absoluto gozo,
y simple, desenfrenada felicidad.
Esa es la Voluntad de Dios para ti, y para toda la Creación.
Esa es mi voluntad para ti.
Esa es tu propia voluntad para ti mismo y todos tus hermanos.
Y aunque lo imagines de otro modo,
sigue siendo así.

La paz de Dios no sabe de dudas,
no sabe de vacilación,
no sabe de incertidumbre,
no sabe de miedo.
Verdaderamente, la paz de Dios va más allá del entendimiento.
No es algo que nosotros podamos decir con palabras.
Es algo que tú experimentas dentro de tu ser.
Cuando esa experiencia viene, no viene sola como tuya propia,
sino también como de cada hermano.
Así, ten por seguro que a medida que experimentas la paz de Dios,
la extiendes a tus hermanos.

No tengas la sensación de que podrías persuadir a otros
acerca de la paz de Dios, con tus palabras y con tu pensamiento.
Date cuenta de que las palabras son meros vehículos de comunicación,
diseñados solamente con el propósito de generar experiencias
y discernimiento más allá de las propias palabras.
Cuando la EXPERIENCIA está ahí,
las palabras son libres para marcharse.
En verdad, en el Cielo no hay palabras,
solamente paz.

Te he hablado de tu pensamiento.
Te he dicho muchas veces que tu meta no es pensar,
sino ir más allá de tu pensamiento,
ir más allá de tu analizar y de tu debate interno,
más allá de tu sensación, o sentimiento,
de que debes ELEGIR lo que vas a hacer,
decir, o adónde vas a ir.
Porque eso siempre genera conflicto.
Y la paz de Dios es algo sin conflicto.

Te he hablado muchas veces de tus valores,
y de cómo es que tus valores
crean la creencia en lo que tú eres,
tu creencia en lo que este mundo es,
y toda tu creencia en lo que DEBES hacer,
y por tanto, tu creencia en la elección en sí misma.
Te he dicho que no valores las cosas de este mundo
porque ellas no son parte de ti.
Y ellas no tienen que ver con
tu verdadera naturaleza como Hijo de Dios.

Así pues, sin tus valores
no te enfrentas con el dilema de la elección.
Entonces, la elección se convierte en libertad.
Tú nunca tienes que elegir entre dos opciones,
porque siempre lo tienes todo.
Escúchame muy bien.
Tú ERES el Hijo de Dios.
Dios te ha dado a ÉL Mismo.
Y, verdaderamente, lo TIENES todo.
No hay nada que no sea tuyo,
nada que te puedan quitar,
nada que te puedan agregar.
Pues estás completo.

Y en tu plenitud, eres libre.
Eres tan libre que, verdaderamente, todo lo que experimentas
es de tu propia fabricación y tu propia elección.
Regocíjate de saber eso.
Porque en el discernimiento de que todo es de tu propia creación,
se encuentra el discernimiento de la auténtica libertad.

Así es que te dije
que tú eres el Hijo de Dios, co-creador de Todo Lo Que Es,
creado en absoluta libertad,
siempre absolutamente libre.
No hay opuesto a Dios
que pueda quitarte tu libertad.
Y, sobre todo, tu imaginación de que tú no eres libre
no puede tener ningún efecto sobre el hecho de que sigues siendo por siempre libre.

Cada hermano es tan libre como lo eres tú.
En vuestra libertad, juntos, os hacéis Uno.
Porque toda tu libertad, todo pensamiento, toda acción,
es aceptada y es honrada por todo hermano,
en tanto que es aquello que tú deseas.
De igual modo, eres consciente de cada pensamiento,
cada acción, de cada hermano.
Y tu verdadera naturaleza honra y acepta
eso que cada hermano desea.
Así es como la Vida es una existencia en gran armonía,
más grandiosa que todo lo que tu mente pudiera imaginar.

Te he dicho que tus fantasías sobre el mal,
el pecado, la culpa, la tristeza,
y la miseria, la enfermedad y la muerte
son verdaderamente solo eso, fantasías.
Te he dicho que en tu silencio,
cuando dejes ir tus pensamientos,
escucharás la Voz de Dios,
que te llevará más allá de todas las miserias del mundo.

Te he pedido que des un salto de fe.
Al final, ese salto es tu avance, tu crecimiento,
tu movimiento hacia el punto en el cual puedas decir victorioso:
“no sé”.
A medida que tú, con tu mente pensante, dices,
“no sé”,
te abres a ti mismo a la Unicidad que todos compartimos.
Y entonces, desde la Unicidad, SABRÁS.
Sabrás, sin elección y sin conflicto.
Simplemente VIVIRÁS tu vida.
Serás bendecido.
Y serás libre.

Así es que tú eres Dios, co-creador de Todo Lo Que Es.
Eres libre para hacer y ser lo que te imagines.
Sin embargo, no puedes ser otro distinto a lo que Dios ha creado.
Así es que tú y tu hermano sois UNO.

Este mundo está basado en la creencia de que los seres pueden estar separados.
La piedra fundamental con la que se construye este mundo es el miedo
que procede de la creencia en la separación.
La separación no es tal.
Te he dicho que tu hermano es Tú Mismo, tu Ser.
Te he dicho que todo lo que das, le es dado a Ti Mismo, a tu Mismo Ser.
Sobre esto no tienes elección.

Tu hermano es una vía hacia tu libertad y tu salvación.
Porque cuando ves a tu hermano como tu Ser,
entonces LE permites tu propia libertad.
Tú lo liberas de tu propio pecado.
Lo liberas de tu propia culpa.
Y al reconocer que él no puede morir,
encuentras tu propia vida eterna.
Pero, por otro lado,
cuando extiendes tu rabia o tu miedo
hacia tu hermano,
verdaderamente atraes eso hacia ti mismo.
Tú eres Dios, eres libre, y ERES tu hermano.

Te he hablado de la ausencia de tiempo y de espacio.
Tú eres Espíritu.
No eres un cuerpo.
No eres de este mundo.
Verdaderamente puedes andar por este mundo en paz y alegría,
en tanto te guste, y tan a menudo como te guste hacerlo.
Simplemente nunca te dejes atrapar
por la creencia de que este mundo,
su tiempo y su espacio y sus cuerpos, incluyendo el tuyo,
tiene algo que ver con lo que tú eres en Espíritu,
como el Hijo de Dios.
El mundo no contiene nada que tú desees.
No hay nada aquí de valor,
simplemente porque nada tiene ningún efecto
sobre lo que tú eres como el Hijo de Dios.

Te he hablado de la ausencia del tiempo, del Instante Santo,
que es el momento en el cual te encuentras totalmente abierto a recibir
y a dar todo lo que tú eres a todos los seres, a toda la Creación,
sin culpa, sin sacrificio,
sin reservas, y sin excepción.
En el Instante Santo conoces tu propia plenitud,
y consumación.
Eres libre de aceptar a cualquiera y a cada uno de tus hermanos exactamente tal y como son,
reconociendo que siempre eres libre.

En el Instante Santo no hay pasado,
y por supuesto, no hay pecado ni culpa.
No hay futuro,
y, por supuesto, no hay miedo.

En las lecciones finales, te aconsejo usar estas palabras
como un constante recordatorio de ti mismo
“Te entrego este Instante Santo” (L361).
Pues cuando permites que el Instante Santo SEA,
y no llevas contigo el pasado, con su pecado y su culpa,
o bien el futuro y su miedo,
entonces, lo que quedará, es el niño que tú eres,
el Hijo de Dios.
Vivirás en libertad,
en gozo,
en paz,
en certeza,
porque no habrá dudas sobre tu ser.

Así, a tu ritmo, en este año te has acercado a un final.
Pero no hay finales ni comienzos.
De ahora en adelante, cuando camines por esta tierra, ve en paz.
Ve en la comprensión de que eres el Hijo de Dios.
Ve con la seguridad de que eres libre para ser y experimentar
todo lo que tú quieras.
Ve con el reconocimiento de que tu hermano es tu Ser,
y de que todo lo que se merece es gratitud y amor.

Cuando vayas por el mundo ve en paz, en libertad.
Y en el Instante Santo, cuando estés sentado y en calma,
llegará siempre a tu mente
el discernimiento de qué es
lo que verdaderamente ansía tu Ser Real,
el Hijo de Dios,
de qué es lo que desea verdaderamente hacer.
Y entonces, seguirás ese camino sin reservas.

Y te aseguro que nunca irás solo.
No te es posible estar solo.
Si te sientes solo alguna vez,
detente y quédate en silencio,
deja que el pasado y el futuro se vayan,
y mora, aunque sea por un momento, en el Instante Santo.
Y yo estaré allí.

Ve entonces en paz,
con amor y en libertad,
sabiendo que JAMÁS estarás solo.
Verdaderamente, tal y como dije hace dos mil años,
y tal y como hoy todavía es verdad
y lo seguirá siendo en todo tiempo,
“nunca te dejaré desamparado”.

Bendiciones para todos. Eso es todo.

Protegido: Un curso de amor. 31. La naturaleza de la mente   Leave a comment

Este contenido está protegido por contraseña. Para verlo introduce tu contraseña a continuación:

Publicado 8 mayo, 2014 por qadistu en amor, discernimiento, ego, verdad

Etiquetado con , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,